Vitamina C

La Vitamina C (ácido ascórbico) es un nutriente esencial de gran importancia.
Se encuentra principalmente en Vegetales y Frutas (cítricos, acerolas, melones, tomates, hortalizas verdes, etc.), que deben ser consumidos crudos para no perder sus valores nutricionales.

Dosis masivas de Vitamina C han probado ser efectivas contra enfermedades infecciosas gracias al exceso de electrones que produce el ácido ascórbico. Este exceso de electrones neutraliza los radicales libres (moléculas que carecen de un electrón) causantes de los síntomas inflamatorios que acompañan a las enfermedades infecciosas. Dosis masivas de ácido ascórbico estabilizaran siempre los tejidos al neutralizar los radicales libres.

Los homínidos antropoides (de los que formamos parte los humanos), los conejillos de Indias, los murciélagos frugívoros, el ruiseñor chino, una especie de trucha y varias especies de aves, no son capaces de producir Vitamina C por si mismos. Esto es debido a la ausencia de la enzima L-gulonolactona oxidasa que participa en la metabolización del ácido urónico.

El resto del Mundo Animal sintetiza su propia Vitamina C. The rest of the animal kingdom synthesizes their own vitamin C. Para ellos el ácido ascórbico es una hormona, no una vitamina adquirida en la dieta.

El ácido ascórbico se encuentra en el plasma sanguíneo, que lo transporta a todas las células del organismo. Las concentraciones más altas se encuentran en los leucocitos (glóbulos blancos), las glándulas adrenales, la pituitaria y en la lente óptica.

También está presente en los riñones, hígado, bazo, testículos, tiroides, músculos, cerebro, páncreas y saliva, aunque en concentraciones menores.


Acción del Ácido Ascórbico

El ácido ascórbico participa en múltiples procesos metabólicos.

  • Reacciones de óxido-reducción: por su capacidad de óxido reducción actúa en el transporte de electrones, pasando de la forma oxidada a la reducida, en múltiples sistemas en los que participa también el NADP, glutatión y los citocromos.
  • Tejido conectivo: la participación de la vitamina C en la formación del tejido conectivo se halla bien establecida, tanto en lo que se refiere a la biosíntesis de colágeno como a la formación de mucopolisacáridos. En presencia de Fe++ y O2 participa como cofactor en la formación de la hidroxiprolina y de la hidroxilisina del colágeno. Además de su participación en la síntesis de colágeno, el ácido ascórbico resulta necesario para la formación de la sustancia interfibrilar del tejido conectivo (mucopolisacáridos). La deficiencia de vitamina C afecta fundamentalmente a la formación de tejido de granulación en la cicatrización de las heridas.
  • Acción reductora: el ácido ascórbico se relaciona con el metabolismo del hierro. En el tubo digestivo favorece la reducción de Fe+++ a Fe++, lo cual posibilita su absorción intestinal. También actúa en la reducción de ácido fólico a ácido tetrahidrofólico.
  • Metabolismo de los corticoides: la vitamina C participa en el proceso de hidroxilación y oxidación de los corticoides. En el escorbuto los corticoides presentes en las glándulas suprarrenales son cuali y cuantitativamente diferentes a los que se hallan en éstas en condiciones normales. La hidroxilación del 11-beta-deoxicortisol es dependiente de la vitamina C.
  • Reaccion de detoxificación: en los animales que tienen capacidad de sintetizar ácido ascórbico se observa un aumento en la síntesis al aumentar la síntesis de histamina en el hígado. El exceso de vitamina C es un mecanismo natural de defensa para la detoxificación de la histamina. La autooxidación del ácido ascórbico en presencia de histamina resulta en una ruptura de la molécula de histamina con formación de ácido aspártico.


Usos de la Vitamina C

La Vitamina C se ha mostrado muy efectiva como agente terapéutico en casos de Escorbuto, Apoplejía, Alcoholismo, Diabetes, Arterioesclerosis, Cataratas, Infecciones bacterianas, Neumonía, Osteoporosis o Cáncer.

La ingesta recomendada de ácido ascórbico es de 90 mg/día para adultos hombres y de 60 mg/día para adultos mujeres, que en periodos de lactancia requieren 80 mg/día.
En niños el valor es de 35 mg y en lactantes 20-25 mg.

conspiracy against vitamin CSin embargo, el doctor Linus Pauling, ganador de dos Premios Nobel, apuntaba a que la dosis recomendada de Vitamina C debería ser de 2,000 mg/día y que todo el mundo debería obtener al menos 200-250 mg/día. Pauling, a la edad de 90 años, consumía 17.000 mg diarios, dosis que aseguraba consumían los hombres paleolíticos y primates. Fue destacada la conferencia en la que proclamó la efectividad de la Vitamina C, citando el hecho de seguir con vida y con buena salud a esa edad, mientras que el resto de sus colegas que le habían criticado, habían ya fallecido.
Según Linus, la correcta administración de Vitamina C en la población disminuiría al menos un 50% la incidencia de enfermedades de cualquier etiología, ya que su deficiencia es la que más afecta a todo el organismo.

Otro científico convencido de los efectos terapéuticos de la Vitamina C fue el bioquímico Dr. Irwin Stone, una autoridad en el tema, que introdujo a Pauling en la investigación y que comentaba en 1967, que durante los pasados últimos 10 años había estado consumiendo al menos de 3 a 5 gramos diarios, cantidad que estimaba debía ser el consumo normal óptimo.

Contraindicaciones de la Vitamina C

La Vitamina C no presenta toxicidad alguna y el exceso se elimina por orina.
En caso de sobredosis extrema pueden aparecer casos de diarrea.

Enlaces Externos

Linus Pauling Institute of Medicine, dedicado a "medicina ortomolecular"

Vitamin C Foundation

La Conspiración Farmacéutica contra la Vitamina C

Estructura del Ácido Ascórbico



No hay comentarios:

Publicar un comentario